Recorriendo Montevideo: Fortaleza del Cerro

La ciudad de Montevideo cuenta con varias estructuras que datan de la época colonial y que fueron testigos de la lucha por este lugar estratégico ubicado en el margen izquierdo del Río de La Plata. Entre ellas se destaca la Fortaleza General Artigas, que está ubicada a más de 130 metros de altura, sobre el pico más elevado de la capital uruguaya.

Popularmente conocida como Fortaleza del Cerro, fue proyectada por el ingeniero José del Pozo y comenzó a operar en 1811, durante el gobierno del español Francisco Javier Elío. Seis años después la región pasó a manos portuguesas, hasta la declaración de independencia en 1822. El nombre oficial le fue impuesto en 1882, homenajeando al prócer José Gervasio Artigas.


Además de defender a la pequeña población que se había instalado en la zona por iniciativa de la corona española y el flamante puerto, la Fortaleza del Cerro tenía como objetivo proteger el faro que se había erigido allí años antes y que quedó a 148 metros por encima del nivel del mar.

A fines del siglo XIX la Fortaleza del Cerro dejó de tener una función militar. La estructura sufrió daños durante el terremoto de 1888, que tuvo una magnitud de 5,5 en la escala de Richter. En 1930 se efectuaron tareas de restauración y al año siguiente fue declarada Monumento Histórico Nacional.

Por iniciativa del historiador Horacio Arredondo, la Fortaleza del Cerro se convirtió en un museo. Actualmente se pueden encontrar allí armamentos de la época colonial y hacer un repaso de la historia militar uruguaya. Pero, sin dudas, el principal atractivo tiene que ver con la vista privilegiada que ofrece de la ciudad de Montevideo y sus alrededores.

Lamentablemente, llegar hasta la fortaleza no es una tarea sencilla, incluso para los propios montevideanos, dado que no existe una señalización adecuada.